Mitos sobre Rusia

Hay muchos mitos sobre Rusia, como sobre cualquier país. Ya los osos caminan por las calles, ya un reactor nuclear está fumando en el centro del apartamento. Lo que toca al reactor nuclear, es, sin duda, una exageración. Y los osos, a veces los hay. ¿Qué es verdad, y qué es mentira de las historias sobre los rusos? Intentemos entender.

Mito: los rusos consumen mucho alcohol

El consumo de alcohol per cápita en Rusia es menor que en algunos países de Europa Occidental. Los residentes de grandes ciudades que trabajan no beben más que los británicos, los checos y los alemanes. Además, en los últimos años un estilo de vida saludable se hace más y más popular entre los jóvenes: los adolescentes rechazan completamente el alcohol y el tabaco y practican deportes. El Estado apoya esta tendencia y toma medidas para limitar la comercialización de bebidas alcohólicas: está prohibido vender alcohol después de las 10 de la tarde, el costo mínimo se aumenta de modo regular. Alcohol no se vende a los jóvenes sin pasaporte. Hace poco que han prohibido fumar en público: en restaurantes, clubes y otros establecimientos de entretenimiento.

Mito: los rusos son hoscos y severos

Cualquier extranjero que se encuentra en metro de Moscú a la hora punta será convencido de esta declaración definitiva e irrevocablemente. Pero si no tomamos en cuenta los extremos, todo es mucho más optimista. Es verdad que en Rusia no solemos andar por las calles sonriéndonos, pero sólo a causa de un proverbio popular que dice: "El que ríe sin razón es tonto". En compañía de amigos y familiares un ruso descarta su severidad forzada, se relaja y descansa de verdad. En general, la mentalidad rusa se caracteriza por emociones ocultas. No se acepta ni hablar en voz alta en público, ni dirigirse a los transeúntes por nada. Por eso a cada uno que viole el orden establecido lo perciben ser sospechoso, y los extranjeros creen, que los rusos son por sí mismos personas frías, aunque es sólo una tradición de educación. Si acaso se comunican con un ruso en un ambiente relajado, se sorprenderá al observar que es una persona franca, amistosa y alegre. ¡Esto es el enigma del alma rusa!

Si acaso se comunican con un ruso en un ambiente relajado, se sorprenderá al observar que es una persona franca, amistosa y alegre

alt

Mito de ropa y apariencia

Creen, que las chicas rusas prestan demasiada atención a su apariencia y siempre prefieren la belleza a la comodidad en lo que toca a la ropa. No pueden imaginar su apariencia sin joyas y maquillaje y llevan botas de tacón alta durante los inviernos más severos. Tal vez, una mujer rusa media se viste con más lujo, que la de Europa o Asia. Pero los tiempos de tacones omnipresentes y marcas para lucir se quedan en el pasado: actualmente, las habitantes de ciudades grandes prefieren un estilo limpio y cómodo sin detalles extravagantes. La ropa más popular entre las mujeres rusas son estrechos vaqueros rectos y zapatos bajos o zapatillas. Las mujeres de una generación más vieja eligen pantalones o vestidos sueltos complementándolos con mocasines.

Una mujer rusa media se viste con más lujo, que la de Europa o Asia. Pero los tiempos de tacones omnipresentes y marcas para lucir se quedan en el pasado

alt

En lo que toca a los hombres rusos, hay un mito contrario, de lo que no saben vestirse completamente. Rusia nunca ha sido realmente una capital de la moda masculina, y se consideró una prerrogativa de la mujer preocuparse de la apariencia. Sin embargo, ningún hombre ruso aparecerá en público vistiéndose ropa desordenada o zapatos sucios. Por cierto, hay mucho más seguidores de la moda en la generación joven: la cultura de los hipsters en Rusia es tan popular como en todo el mundo. Y nadie lleva gorros de invierno con "orejas" ya.

Mito sobre el tiempo: en Rusia hay dos inviernos, uno es blanco y el otro es verde

En la parte europea del país, la temperatura de junio a agosto se mantiene a 23-25 °C. Es aún más que la temperatura media de verano, por ejemplo, en las Islas Británicas y en algunos estados de Estados Unidos. A veces, el clima sorprende, y el aire en verano se calienta hasta +35 o incluso +40 °C, lo que afecta a los residentes de grandes ciudades.

No olviden que Rusia se encuentra en varias zonas climáticas, cada una de las cuales tiene sus propias características de temperatura. En Siberia y en región subártica en invierno, la temperatura baja a –56 °C, lo que infunde terror en cada extranjero. Y los habitantes locales se han adaptado a las condiciones climáticas severas y se sienten muy cómodos. Mientras que en las regiones del sur de Rusia, por ejemplo, en las ciudades de la costa del Mar Negro, el clima es subtropical, y en las calles crecen las palmeras. No se trata de un "invierno verde", ¡unos nunca han visto la nieve!

Rusia se encuentra en varias zonas climáticas, cada una de las cuales tiene sus propias características de temperatura. ¡Algunos habitantes de las regiones del sur nunca han visto la nieve!

Mito de cultura y ocio

La cultura rusa es famosa en todo el mundo por sus escritores, artistas y músicos. En Moscú y San Petersburgo hay muchos objetos culturales que son perlas del patrimonio mundial. Hay una opinión entre los extranjeros de que los rusos cada fin de semana van al teatro Bolshói, son amantes del ballet y citan libremente a Pushkin durante fiestas. De hecho, los residentes de las capitales visitan los teatros tan a menudo como los austriacos, la ópera. Esto no significa que no apreciamos clásicos nuestros, es que la gente está acostumbrada a descansar de un modo más ordinario. Y la opinión de que los rusos son la nación más leída del mundo, es cierta. Casi todo el mundo está leyendo un libro en el metro, y al llegar a casa mochos prefieren leer en vez de mirar la tele.

También hay varios rumores acerca de cultura nacional de Rusia. Es increíble que un ruso no sabe tocar la balalaika, no he visto un acordeón y no se pone a bailar en la sentadilla de vez en cuando. Y si no conoce ningún chastushca al mismo tiempo, definitivamente, algo va mal. En realidad, los rusos, por supuesto, cantan chastushkas y tocan acordeones. Pero en su mayoría lo hacen los que viven en pueblos, donde las tradiciones folclóricas todavía son fuertes, a diferencia de la ciudad.

Mito: en Rusia hay osos andando por las calles

Qué se puede decir, cualquier cosa puede suceder. Es verdad que en las pequeñas ciudades de Siberia y el Lejano Oriente se puede encontrar un oso. Los animales llegan a las afueras para buscar comida en botes de basura. A veces salen a las carreteras, provocando averías. Los residentes locales crean patrullas contra osos, que se dedican a disparar y captar depredadores peligrosos para resolver este problema. En cuanto a otras regiones del país y las principales ciudades — Moscú, San Petersburgo, Kazán o Sochi, la probabilidad de encontrarse con un oso en la calle aquí tiende a cero.

Mito: matrioshka es un auténtico recuerdo ruso

De hecho, este juguete divertido (una muñeca con varias muñequitas más pequeñas dentro) fue inventado en Japón. La "matrioshka" local representaba a Fukuruma, el diós de la enseñanza y sabiduría. A finales del siglo XIX, el juguete japonés llegó a Rusia yse hizao tan atractivo para todos, que los artesanos rusos decidieron repensarla a su manera. Así apareció una muñequita pintada, que representaba a una chica de mejillas rojas vestida de sarafán y pañuelo. El origen del nombre "matrioshka" sigue siendo una enigma. Unos dicen, que procede del nombre Masha, o Mania, que le gustaba a todo el mundo. Otros argumentan que es una forma del nombre Matriona, que era popular en Rusia en aquel entonces. De todos modos, resultó ser un recuerdo muy divertido, tradicionalmente ruso, pero con raíces orientales.

 

Russia.Travel

¡Viajar a Rusia!